1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Deportes

El fútbol alemán tiene un plan para destronar a España

Robin Dutt, director deportivo de la Federación Alemana de Fútbol (DFB), conversó en exclusiva con la Deutsche Welle acerca del plan de trabajo que existe en el país para promocionar el talento joven.

Robin Dutt, director deportivo de la Federación Alemana de Fútbol, es el encargado de la promoción de talentos jóvenes.

Robin Dutt, director deportivo de la Federación Alemana de Fútbol, es el encargado de la promoción de talentos jóvenes.

Si bien uno de los objetivos de este plan del futuro del fútbol alemán es alcanzar títulos y destronar a España de la cima del balompié internacional, Dutt afirma que lo más importante en el trabajo con los jóvenes es usar su talento para hacer de ellos tanto buenos jugadores como excelentes personas.

Señor Dutt, ¿en qué consiste su concepto de promoción de talentos juveniles?

Más que un concepto mío, o de la Federación Alemana de Fútbol, es el resultado de un diálogo y un intercambio de ideas con todos los actores de este deporte en el país. Lo que queremos es aprovechar lo que ya tenemos, y el hecho es que tenemos mucha calidad: Alemania es segunda en el escalafón de naciones de la FIFA detrás de España, y en los torneos internacionales más importantes de selecciones hemos alcanzado por regla las semifinales.

Y este es el momento de ganar títulos...

Los títulos no se pueden prometer. Hace poco coincidí con Vicente del Bosque en un evento y él me dijo que España trabajó duró en la promoción de talentos durante mucho tiempo y aún así tuvo que esperar 30 años por títulos.

¿Qué se debe hacer entonces para estar cada vez más cerca del triunfo en los torneos internacionales?

Lo que podemos hacer es trabajar con la conciencia de estar recorriendo el camino correcto, de que queremos siempre ser mejores. Una cosa es segura: si queremos conservar nuestro lugar entre las potencias del fútbol internacional entonces no podemos detenernos. Hay otros países que también están sentando las bases de un sólido futuro.

¿Cuáles?

España, sin duda, pero también Holanda y Francia son ejemplos entre los grandes. También hay otras naciones como Japón, Paraguay y México, por citar sólo algunas, que cuentan actualmente con mucho talento joven y, de establecer una buena estructura, pueden lograr un gran salto.

Una estructura que ya existe en Alemania...

En Alemania tenemos un tipo de estructura muy diferente, mientras en la mayoría de los países cuentan con un manejo centralizado, nosotros trabajamos de una forma descentralizada. El modelo ha demostrado ser, para nosotros, muy positivo.

Tanto, que futbolistas jóvenes como Thomas Müller, Marco Reus, Mario Götze o Manuel Neuer ya son ídolos mundiales...

Sin duda que en lo individual encontramos actualmente varios ejemplos de jugadores producto de los cambios realizados en los últimos 10 años. Hoy contamos con jugadores de gran riqueza técnica, y no sólo poseedores de ese espíritu de lucha y de esa entrega que caracterizaron a Alemania en el pasado. Los jóvenes futbolistas alemanes poseen también otras características que los hacen atractivos ante el mundo.

Y los ubica entre los mejores del concierto mundial...

Hoy por hoy no se puede ocultar que individualmente España posee a nivel internacional los mejores jugadores, no en vano son campeones de Europa y el Mundial. Pero nadie puede decir qué pasará mañana y nuestro trabajo consiste marchar en dirección a un constante mejoramiento.

¿Es el objetivo destronar a España de ese lugar de liderazgo que hoy ocupa?

Nosotros no podemos influenciar lo que ellos hacen, pero sí podemos influenciar lo que pasa con nosotros mismos, y ese es nuestro propósito.

¿Y cuál es el aspecto más importante de ese plan del fútbol alemán?

Lo fundamental será la individualización del trabajo con los jóvenes talentos que van surgiendo, tanto en el aspecto deportivo, en lo técnico y lo táctico, como en lo relativo a la formación de su carácter y personalidad mediante un apoyo pedagógico y sicológico.

Algo muy completo y ambicioso...

Pero es que Alemania no sólo necesita buenos futbolistas, también se necesitan buenas personas. Nuestros jugadores jóvenes deben ser ambas cosas.

¿Para al final lograr qué?

Queremos ganar títulos, y sabemos que así podemos tener más oportunidades de lograrlos, pero esa no es la meta. La meta es, por filosófico que parezca, marchar por el camino correcto en la formación de nuestros futbolistas.

Autor: Daniel Martínez

Editor: Emilia Rojas

DW recomienda